21/ 07/ 2017

Ingresar

Archivos

Efectos adversos de los transgénicos

images112Los alimentos transgénicos presentan grandes efectos adversos tanto para el medio ambiente como para la salud del ser humano.

Sin embrago hay dos consecuencias que preocupan más a los grupos ambientalistas y a los entes sanitarios las cuáles son la resistencia a los antibióticos y las nuevas enfermedades que se pueden generar.

Resistencia los antibióticos

Los antibióticos son uno de los instrumentos más útiles de la medicina, debido a que permiten tratar con efectividad las enfermedades infecciosas.

Sin embargo el uso intensivo genera presión ecológica sobre el ambiente bacteriano, la desaparición de bacterias sensibles a los antibióticos y el surgimiento de gérmenes con capacidad de sobrevivir en su presencia que generan infecciones más agresivas y peligrosas. Este proceso, conocido como de “resistencia a los antibióticos”, es un tema de preocupación medica central en todo los ámbitos de la salud.índice

Uno de los mecanismos más eficientes y más utilizados por las bacterias es la síntesis de enzimas que inactivan los antibióticos.

La producción de estas enzimas se debe generalmente a transferencia horizontal, donde los genes son adquiridos de otras bacterias.

Esto se refiere a la transferencia de genes de bacterias de la misma o de diferentes especies o géneros, y se diferencia de la transferencia vertical de genes, que es la transmisión de un gen de una generación a otra.

Los genes de resistencia se añaden en la mezcla como marcadores, esto significa que el biotecnólogo identifique las células que han sido transformadas, ya que las células deben tomar el ADN, por lo que al tener antibiótico se verifica que si mueren es porque no habían incorporado el ADN extraño, las que no mueren son las que lo adquirieron exitosamente. El problema es que los genes de resistencia a antibióticos pueden ser transferidos a patógenos, es decir microorganismos que pueden hacerse resistentes a antibióticos y hacer que ciertas enfermedades sean intratables.

imagesEn los alimentos transgénicos, lo que se hace es buscar, en un ser vivo (animal, planta, bacteria o virus) un gen que codifique una proteína; este gen se introduce en el material genético del alimento con lo cual se busca aumentar o desarrollar una característica de interés en el alimento como una enzima que intervenga en la maduración de los frutos o en la producción de un compuesto inhibidor de multiplicación viral.

Por lo tanto, existe evidencia de cultivos con semillas a las que se injertó los temibles genes de la resistencia a antibióticos, genes que pueden transmitirse por mecanismos de transferencia horizontal a otras bacterias y ocasionar la perdida de la efectividad en la mayoría de los mejores antibióticos.

Adicionalmente estos alimentos transgénicos, conteniendo estos genes, en el intestino humano, entran en contacto con la flora bacteriana donde ocurren fenómenos de transmisión de material genético ampliamente reconocido por los médicos.

Nuevas enfermedades

La abundante utilización de virus, bacterias y plásmidos, todos los cuales tienen un alto potencial recombinatorio, es decir, de seguir intercambiando material genético con otros microorganismos incluso dentro del propio organismo humano, ha dado como resultado la creación de nuevas cepas patógenas de enfermedades existentes (más resistentes) o de nuevas enfermedades.REA_86844_020

La difusión de transgénicos puede estar colaborando activamente al grave problema del surgimiento de nuevas cepas resistentes de enfermedades antes controladas, ya que como se explicaba anteriormente al utilizar gran cantidad de microorganismos y combinación de genes que se utilizan en los cultivos de alimentos para darles alguna característica deseada, hace que estos alimentos estén transmitiendo estas cepas y con ellas nuevas enfermedades mucho más resistentes.

Asimismo los cultivos transgénicos pueden tener mayor residuo toxico, esto debido a que se ha comprobado que en muchos cultivos hasta utilizan niveles mayores a los permitidos en alimentos, por lo que el nivel de residuos tóxicos presentes en los procesados finales que tienen como ingredientes cultivos transgénicos resistentes a agrotóxicos es mucho mayor.

Esta situación puede resultar muy perjudicial para la salud del ser humano, que los residuos químicos en alimentos causan graves efectos adversos (para mayor información ver artículo Residuos de agroquímicos en alimentos: Peligro latente).

Los principales compuestos herbicidas asociados a los cultivos transgénicos son el glufosinato de amonio y el glifosato. El glufosinato de amonio está asociado a casos de toxicidad neurológica, respiratoria, gastrointestinal y hematológica, así como a defectos congénitos en seres humanos y mamíferos. Es tóxico también para numerosos insectos y animales, además afecta negativamente a bacterias y hongos beneficiosos para el suelo por su capacidad de fijación del nitrógeno. La acción del glufosinato en las plantas provoca la acumulación de un nuevo metabolito, cuyos efectos en la cadena alimentaria se desconocen con exactitud, sin embargo se sabe que los mamíferos pueden regenerar a partir de este compuesto el herbicida tóxico, que puede tener efectos neurológicos y graves repercusiones en la salud.

Deje un comentario: